viernes, 21 de agosto de 2009

132. esquivando balas

—¿Es verdad?
Cuando pensaba tener un día tranquilo en casa gracias a un desperfecto mecánico en la camioneta, Fernanda apareció tempranito por acá tocando el timbre y saludándome con su filosófica pregunta, interrumpiendo por unos minutos mis mates existencialistas de este viernes que parecía tan perfecto.
—Hola Fer, ¿Cómo estás? ¿Querés pasar o te doy la respuesta del lado de afuera? —la saludé con ironía, desconcertado y el mate en la mano.
Fernanda entró, se sentó alrededor de la mesa, tomó el mate que le convidé y se quedó esperando a que yo dijera algo. Como yo no tenía nada para decir, volvió con su pregunta repetida.
—¿Es verdad?
—¿A qué te referís? Acordate que soy hombre y tiendo a las cosas simples.
—Lo que escribiste en tu diario cibernético —dijo con tono bastante alterado.
—Todo lo que escribo es verdad. De hecho lo hago desde el 1º de enero que, ahora que recuerdo, fue unos minutos después de que me hayas dejado por no sé quién —contesté decidido a guerrear un poco.
—Vos no te quedaste atrás, querido. O te olvidaste que enseguida te encamaste con Lucía.
—Es verdad, pero además de encamarme, me ensilloné, alfombratié, cocinateamos, mesadeamos…
—¡Sos un boludo!
—Para noticias viejas el diario de papel. Ahora, ¿me podés explicar qué te pasa? ¿Qué leíste que estás tan… así?
Fernanda se quedó en silencio mirándome con ojos asesinos mientras yo la miraba intrigado mientras seguía mateando. Sinceramente no se me ocurría nada que hubiese hecho-escrito como para que se aparezca con tanta furia a visitarme. Noté que estaba haciendo fuerza por detener las lágrimas que parecían querer saltar al vacío y fue ahí cuando sospeché por dónde venía todo.
—Nadia —dijo dándole un premio a mi intuición masculina—. ¿Quién es Nadia?
—Es una amiga de mi hermana, y también alguien con la que estoy… —me detuve al instante cuando me di cuenta que estaba por pisar cierto palito tramposo.
—¿Qué pasa? ¿No sabés quién es para vos? ¿O te diste cuenta que tendrías que habérmelo dicho?
—Fer… —le dije más calmo y con total sinceridad—, nosotros hace bastante tiempo que somos amigos… y nada más que eso.
—¿Qué? —gritó con una mezcla de extraña indignación.
—Mirá, que después de cortar hayamos tenido encuentros furtivos, no significa que sigamos de novios. Hasta dos minutos antes de que termine el 2008 sí lo éramos, pero después ya no. Cada uno su camino, su paisaje, sus pasos, sus tiempos, su…
—Soy una estúpida. Durante el fin de semana paso a buscar algunas cosas que todavía andan por acá de cuando… ¿te acordás que vivíamos juntos acá, no? Digo, como eso no está escrito en tu diario.
—Si te hubieses ido cinco días después, seguramente algo escribía.
Apenas terminé de decirlo sonó el portazo que dio como despedida.

Afuera el día sigue lindo.
Sin perder la calma puse más agua a calentar e hice un mate nuevo.

21 comentarios:

Conta Dora dijo...

No entiendo que plantea Fernanda, pero bueno... la próxima pelea filmala y subila!

Besos!

Yo NO SOY Cindy Crawford!! dijo...

Mirá vos de andar haciendo planteos che...

Qué pasó que de repente dejaste de seguir todos los blogs y seguirlos de nuevo? Algun desperfecto blogueril?

Agostina dijo...

Excelente blog!

-vestida de olvido dijo...

uffffff momento tenso. ¡que deje de leer! (?)

RECOMENZAR dijo...

Bello diario de a diario simplemente bello Gastón te Felicito Ya te lo dije sos mejor que Bucay... sos... vos ...Gastón.
Avisame cada vez que escribis tengo gente bastante... y aunque no me olvido de vos se me pasa please
gracias

Lochis dijo...

Si vamos a analizarlo, que esté pasando ésto, es consecuencia de lo que (te) hizo ella a fin de año...

Besos celosos

LaVieEnRose dijo...

ups...debe ser feito enterarte por blogger, pero si vamos a la raíz del asunto, ella propició esto.

cuentas claras conservan la amistad (?)

besos materos!

Mile.- dijo...

Que pretende esta mujer??Que le pases un parte de lo que haces, con quien lo haces y donde?? No da no caigas en ese juego, las explicaciones estan de mas, y mas si ella se fue solita... El que se va sin que lo echen...

Pepita dijo...

Queé alivio "yo no soy cindy crawford" yo pensé que era un tema personal con miblog, que perfectamente puede haberlo aburrido a Gastón, jaja. Mal de muchos consuelo de tontos diría mi abuela.
Gastón...Fernanda, ¿what pass? O nos perdimos de algún detalle o esta chica flipó.
Besos confundidos

Gastón dijo...

Conta Dora: Si me filmo con ella será para algo más interesante, jejeje
Besos de paz y amor

Yo NO SOY Cindy Crawford!!: Nada grave
(ni los planteos ni lo blogueril)
Simplemente hice limpieza cibernética y la mejor manera era borrarlos a todos y volver a quedarme con los que quiero.
Besos que te siguen siguiendo

Agostina: Gracias por dejar estampado tu exagerado comentario.
Besos desde arriba

Vestida de olvido: Nada que unos buenos mates no calmen.
No sé que dejaste de leer...
Algún buen cuento de Cortázar? Algún poema directo al corazón de Benedetti?
Si te referís a esta discusión, vas a tener que retroceder a los dos primeros días en que comencé a escribir mi vida a diario.
Besos desde el principio

Recomenzar: Me daría pudor tener que avisar cuando escribo.
Al igual que le debe pasar a Bucay con tu comparación, jejeje
Besos que llegan por sorpresa

Gastón dijo...

Lochis: Opino igual que vos, aunque no tenga la menor intención de ponerme a analizar esto.
Besos con consecuencia

LaVieEnRose: Este blogger no sabe guardar un secreto, jajaja.
Bueno, tampoco voy a estar llamando a todo el mundo para decir que salgo con alguien.
Además esto recién empieza, no?
Besos por la misma vía

Mile: ...pero ella va a volver sin necesidad de que la llame.
Ya viste que puso la excusa de venir a buscar unas cosas de ella que todavía hay por acá.
Y bue... Ya veremos cómo se presenta todo.
Por si acaso tendré mi matecito preparado.
Besos acompañados

Pepita: No pasó nada. Simplemente hice limpieza. Además sabés que me gusta seguirte (ejem...)
Y sobre Fernanda...
También me pregunto What pass?
(aunque algo intuyo)
Besos que no desaparecen

Valdi dijo...

Esta mmujer si es arrecha .-. , que le importa a ella lo nuevo, mmmm no puede dejarlo pasar y ya.... Seguira lindo pa ti gaston el dia , y espero que la vida...

Abrazos melosos
saludos desde aqui

PD: No le pares ni jota

Laperraseescapó dijo...

Que rareza que aparezca con semejante planteo! Y después de tanto tiempo...
Mmmmraro, si si...

Besos inexplicables.

Anónimo dijo...

Decile a Fer que madure...
Besos Rosarinos.
-Rocio-

Cloe dijo...

A vos el pasado te toca la puerta, realmente.

Abrazo

Terapia de piso dijo...

Y cuántos mates te tomaste después de eso?

Un abrazo, Gastón.

José Roberto Coppola

Luna dijo...

Empezá a poner las cosas en claro porque esto te está sobrepasando.

besos

Ana dijo...

¿A qué viene todo esto ahora? ¿No fue ella la que se fue con otro? Qué coraje me da que haya personas que se hagan las heridas cuando han sido ellas las que lo han liado todo ¬¬ Si tuvieses que contarle cada rato que pasas hablando con una persona sería ella la que escribiese tu diario. Ya me he puesto de mal humor.
Un beso... pero de mala gana, ¿eh? :P jeje

...flor deshilvanada dijo...

La única explicación que le encuentro a todo esto es que Fernanda te quiere todavía...

Un beso Gas!!

Que pases lindo!!!

Gastón dijo...

Valdi: Sí, es raro, no deja de sorprenderme, pero ya se verá de que todo termine de lo mejor posible.
Besos nada extraños

Laperraseescapó: Me pregunto si se habrá abierto alguna ventana con el frío...
Andaré con cuidado intentando que las baldosas flojas no ensucien a otros.
Besos andando

Rocío: Que madure o se tire del árbol
(qué contestación madura la mía, no? jejeje)
Besos porteños

Cloe: Más que tocar la puerta la está tirando abajo!!!
Besos blindados

Gastón dijo...

Terapia de piso: Volví al promedio de 600 mates. Tenía que aprovechar el día y que nada estropeara la yerba.
Abrazo matero

Luna: Las cosas claras como la luna.
Besos del mismo color

Ana: No te enojes... Vení a tomarte unos mates conmigo así se te pasa, dale.
Besos para compartir

...flor deshilvanada: Algunas explicaciones de tan simples que son nos complican demasiado.
Besos queribles