miércoles, 9 de febrero de 2011

213. ojos que ven, corazón que siente

La piratería de estos tiempos y lejos del mar, tiene el gusto popular por los días jueves, y como zona de encuentros los lugares donde la suma total de personas sea la menor e indispensable.
Ahora, si uno no tiene nada que ocultar, puede elegir del almanaque un fin de semana y la cita que sea en un bar de Palermo con mesa en la vereda, lo que significa un montón de ojos curiosos que no molestan.
Sin embargo…

Me encontraba mirando los primeros quince minutos de una película que prometía ser interesante cuando tocaron el timbre.
Cuando abro la puerta me encuentro con Lorena que me pregunta:
–¿Qué hiciste?
–Me levanté del sillón y abrí la puerta cuando tocaste el timbre.
–Dale Gastón, te hablo en serio –dijo Lore pasando mientras yo notaba que su cara tenía un gesto de enojo y de preocupación–. ¿Estuviste con Laura?
No sabía cómo se había enterado pero, como decía más arriba, no tenía nada que ocultar.
–Sí, me encontré con ella, pero fue para (intentar) dejar aclarado todo lo que estaba cubierto de un manto algo gris. Necesitaba preguntarle unas cosas para poder…
–Fernanda te vio –me interrumpió Lore para darme la noticia importante–. Y me llamó y se enojó conmigo porque el otro día me vio cuando yo hablaba en la esquina con Laura y piensa que yo estoy metida en el medio de esa relación. Se cree que yo me fui con laura porque ella venía para acá y así salvarte a vos.
–Uff… Bueno, la llamo a Fer y trato de explicarle –dije yo con toda inocencia.
–¿No te llamó todavía?
Yo había dejado el celu perdido en el depto como casi siempre, y la verdad es que me había olvidado de su existencia. Cuando lo encontré debajo de las almohadas, también me encontré con una interesante cantidad de llamadas perdidas (y algunos mensajes nada amorosos) de Fernanda.
–¿Qué vas a hacer? –me preguntó Lore.
–Nada. Supongo que debe estar por venir Fernanda a…
El timbre interrumpió con acertada exactitud mi vaticinio.
Al abrir la puerta Fernanda estaba ¿Enojada? ¿Furiosa? ¿Descontrolada?
Sí, todo eso y mucho más…

Sin repetir, sin soplar, y sin darme tiempo a mí a decir absolutamente nada, Fernanda me lanzó una serie de insultos agudos e ingeniosos y su despedida fue un “y no te quiero volver a ver nunca más” que acompañó con un sonoro portazo que hizo temblar más que mi esqueleto.


Supongo que algunas veces, el querer empezar a hacer las cosas bien, también tiene sus consecuencias…

12 comentarios:

aguante el amor dijo...

eeeeeh loco!
no te dieron derecho a réplica.
eso no vale.

Besotee!

Yo NO SOY Cindy Crawford!! dijo...

Me molesta cuando una persona puede llegar a ser tan pelotuda que ni siquiera deja hablar a otra.

Eso es de pelotudos.
Es así.

flaca dijo...

No Gas! Tenías la intención de hacer las cosas bien, pero no sucedieron así desde el principio.

vaaaa! Quien se enoja pierde.

Ángelos dijo...

Ayer hablaba de eso... y cito mis palabras: "BASTA de suponer y jugar al famoso director de cine, creando historias hollywoodenses de la nada".

Los humanos amamos creer que estamos dentro de una película... de no creernos lo suficientemente valiosos como para que nos engañen...

Ay ay el amorrrr!
Hermano... basta de loritos en el hombro y parches en los ojos... remala con UNA SOLA y ya fue.
Un abrazo sin pañuelo ni pata de palo.

Rouse dijo...

Oh!! si me dieran una moneda por cada vez que quiero hacer las cosas bien y pareciera que el destino se opusiera a todo lo contrario.... diablos! sería millonaria jajaja... me enfada que Fer no te dejará explicar eso de que la gente quiere escuchar lo que uno no quiere decir es de no "¡··ç·=)("·#)!" ... Gastón... aveces lo mejor es estar solo.. tomar un respiro y gritar un poco fuerte.... un abrazooo cuidate mucho... las cosas siempre tienen su razón de ser.... besos

Recomenzar dijo...

¿Por que no te fuiste a Palermo a ver la maravilla de la vida afuera de tu casa.?????????????
No habras la puerta cuando golpean.
Seria bueno unos dias sin ninguna mujer que te cante al oido lo que ella quiere escuchar.
Dale ponete en el celibato de tu alma por unos dias
El silencio te hará pensar en la mujer que pronto aparecerá en tu vida.
Una mujer que te impedirá seguir con tus amigas de ahora
Una mujer que te acaparará por entero
de una manera
No habrá mas Lauras ni Fernandas ni Alicias en el firmamento de tus letras..............que.........ja!!!!! besitos de madrugada

Ricardo Tribin dijo...

Asi es querido amigo Gaston. Y a ratos sale lo que menos unos espera.

Abrazos

nat dijo...

hacer las cosas bien es lo peor que podemos hacer.

me podes contestar el mail gaston? gracias.

Limón dijo...

a veces juzgamos muy por demás. na lástima. deja que se calmen las aguas (me siento una abuela usando estas frases) y ya verás.
te sigo.

Gastón dijo...

Aguante el amor: ni derecho ni torcido, pero bue...

Yo NO SOY Cindy Crawford!!: Lo mismo digo... Bah, quise decir, pero no me dieron tiempo, jejeje

Flaca: Dicen que la intencion es lo que vale... Pero ya no lo creo...

Gastón dijo...

Ángelos: Lo del lorito en el hombro lo hablaba sobre otros tiempos de aventuras en alta mar sobre la ciudad.
Pero ya ves... Cuando voy por una sola... me quedo solo!

Rouse: Opino igual que vos y de hecho, seguí de alguna manera tus palabras... leé sobre mi finde...

Recomenzar: Desde Miami llegaron las instrucciones y este finde estuve en un petit mundo propio, pero ya vas a ver cómo terminó todo...

Gastón dijo...

Ricardo Tribin: Sí, lo sé, Por eso mi gran frase representativa es: "MI vida es una caja de sorpresas dentro de una caja de sorpresas"

Nat: bue, esa sentencia compite con mi frase, jajaja
(estem... sí, claro, ya te contesto... al final me cagan a pedo dessde todos los ángulos, jajaja)

Limón: Sí, parecés una abuela, pero una abuela piola!!!
(ya te dije bajo qué condiciones te sigo yo, jejeje)